Paredes de la Esperanza / La Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin

Informe 2008-2009

Escuela de Arte Y Taller Abierto De Perquin (EARTAP)

Informe 2008 -2009 

Paredes de la Esperanza, PERQUIN y más allá.

 

La creación de proyectos de arte continua expandiéndose y llegando a nuevas comunidades. Este es el caso del proyecto de muralismo comunitario creado por niños y jóvenes en Perquin, Arambala, Segundo Montes y Cacaopera en Morazán, El Salvador; en Toronto, Canadá; en Guatemala: Huehuetenango, Rabinal, Cobán, Ciudad de Guatemala y en el proyecto que estamos por comenzar en Cocorná, Medellín, Colombia.

Febrero 2008- Guatemala:

 

En Febrero, 2008, La Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin fue invitada por ECAP ( Equipo Comunitario de Asistencia Psicosocial) a trabajar con un grupo de promotores de salud mental, psicólogos asociados a ECAP y que trabajan con y sobrevivientes de masacres en toda Guatemala, como por ejemplo: Ixil, Ixcan, Chajul, Nebaj, Chimaltenango, Alta Verapaz y Baja Verapaz.

El mural de grandes proporciones (25 m de largo x 1,75 m. de alto) fue pintado en manta (tela) en las oficinas de ECAP en la Ciudad de Guatemala. Las 35 personas participantes de este proyecto usaron arte como una herramienta para indagar y preservar sus historias personales así como la memoria histórica de sus comunidades las cuales habían sufrido violaciones de derechos humanos y violencia implantada por terror de estado.

Nuestros compañeros y compañeras de ECAP identificaron al arte coma una nueva y monumental manera de relacionarse con las víctimas. Los trabajadores psicosociales, terapistas, activistas de derechos humanos trabajaron en colaboración con personas que eran sobrevivientes de masacres, creando colaborativamente “ El Tapiz de la Historia”.

Carmelita

Santos

Mural detail/ right section

Mural detail/ centre section

Mural Group/ Guatemala City, 2008

En Mayo de 2009, Adrianne Aron presentó su libro: una traducción de la obra de Mario Benedetti “Pedro y el Capitán”. En la introducción Adrianne habla de la triste recurrencia de la tortura como sistema, incorporada infamemente en las políticas de los Estados Unidos durante la administración de Bush.

La cubierta del libro tiene como imagen un detalle del mural “Tapiz de la Historia”, el cual muestra la catacumba de uno de los edificios públicos que se habían convertido en cámaras de tortura en Guatemala.

Jeffrey Miller, de Ediciones Cadmus en San Francisco, generosamente ha determinado que las ganancias del Publicista en el caso de este libro sean donadas a La Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin.

Muchas gracias!!!!!!! Jeffrey Miller y  Ediciones Cadmus.

 

Agosto 2008/ Recuperando la memoria histórica con mujeres indígenas sobrevivientes de violencia sexual durante el conflicto armado en Guatemala

 

En Agosto de 2008, ECAP invitó a la Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin a trabajar con 30 mujeres indígenas sobrevivientes de violencia sexual durante el conflicto armado. Esta vez, Claudia Verenice Flores Escolero, Rosa del Carmen Argueta y Rigoberto Rodriguez Martinez me acompañaron a Huehuetenango en el  Noroeste  del país, en la frontera con México, mirando las montañas de los Cuchumatanes.

Las mujeres participantes de este proyecto venían de regiones distantes de Huehuetenango y de más allá, trayendo historias terribles de sus pasados. Hablaban Mam, Kaktchikel, Achy  y Canjobal. Traían con ellas a sus interpretes quienes diligentemente traducían cada una de las muchas e importantes conversaciones que predecían la creación del mural. Algunas de las mujeres venían acompañadas de sus niños, que eran respetuosos, adorables y que terminaron estando integrados e inmersos en el proceso creativo.

Después de las presentaciones iniciales y de compartir las primeras ideas, las mujeres, vestidas en sus trajes bellos y tradicionales de sus regiones originarias narraron algunos de  los episodios terribles que las habían marcado a ellas y a sus comunidades durante el conflicto armado. Me era imposible calcular la enormidad del dolor y la magnitud del coraje que estas mujeres tenían cuando, sin miramientos, comenzaron a dibujar diseñando el comienzo del mural.

Las mujeres participantes de este proyecto eran líderes comunitarias. Las mujeres tenían la determinación de decir su verdad. Ellas nos explicaron que tenían miedo, pero que era importante para sus hijas saber lo que les había pasado a ellas. Querían pintar el mural como un libro sin palabras. Ellas ya habían visto otros murales que contaban la historia de las comunidades bajo el fuego de la violencia. Ellas querían pintar un mural que les perteneciera solo a ellas y que narrara lo que habían vivido, lo que les habíian arrebatado, lo que ya nuca se iba a componer, pero tambien su gran determinación de vivir.

Papeles blancos sobre las mesas, lápices, crayones, gomas de borrar, marcadores, líneas, formas, gente conocida y desconocida, animales, cosechas, caña de azúcar, maíz, plantaciones , casas incendiadas, uniformes militares, niños, algunos de los cuales estaban heridos, algunos estaban colgados de los árboles.

Las mujeres guardaban silencio mientras dibujaban. Algunas estaban llorando y la mayoría consolaba unas a las otras.

 

Se aplicó gesso a la tela estirada que cubría una superficie de 6 metros de largo x 2 metros de alto. El borde del mural tenía decoraciones alusivas a los bordados de los huipiles ycortes que las mujeres vestían, coloridos diseños basados en conceptos que se expandían  desde la vida  a la muerte, animales, plantaciones, agua, gente, comunidad y niños.

 

De que se trata este mural? Les pregunté?

Que es lo que quieren dejar como mensaje?

Hay algo en especial que quieren decir con este libro de historia de imágenes y de colores?

 

Unánimemente, las mujeres estuvieron de acuerdo en pintar un corazón en el medio del mural, perfectamente centrado y una casa bajo del corazón. Tres hombres en uniformes militares, gordos y amenazadores. Las memorias iban aterrizando gentilmente en la superficie del mural, terribles historias, brutales, en las manos de estas mujeres que conjuraban sus peores días, sus más temidas pesadillas en este mural.

Aviones militares camuflageados, helicópteros, gente colgando de los árboles sin frutas, sin flores. La parte central del mural se convertía en la “parte triste” con un fondo oscuro y un espiral que absorbía vida, como un túnel sin fin de tristezas. Ellas pintaron armas y casas destruidas.

 

Las mujeres decidieron pintar un círculo que las representaba, dándose la mano, sosteniendo unas a la otras pasándose poder, creando un “cinturón de fuerza en el cual las malas memorias ya no las dañaran nunca más. Las memorias tristes estarían localizadas en esa área restringida. Fuera del círculo creado por las mujeres conectadas una a la otra, ellas quisieron pintar lo que querían para sus hijos, para sus niños y para sus comunidades. El proceso creativo les estaba proporcionando a las mujeres la posibilidad de verse en un rol diferente al de “víctima”.

El mural se expandía desde el centro conformando paisajes, extendiéndose desde la extrema izquierda hasta la derecha con plantaciones, pinos, jardines, mariposas, un sol radiante localizado en el centro derecha, niños y ríos.

 

Todos nosotros, participantes de este proyecto de muralismo en Huehuetenango, hemos sido transformados y maravillados al ver el poder de la belleza convergir conla tragedia.

 

En Noviembre de 2008, las mujeres que pintaron el mural lo presentaron en la Universidad de San Carlos. Frente a una audiencia de 300 personas hablaron de sus historias personales , explicaron lo que el mural estaba diciendo y el por que de la urgencia de que los Guatemaltecos no olvidaran lo que había sucedido durante el conflicto armado que duró más de 40 años.

 

En un correo electrónico fechado Marzo 3, 2009, Olga Alicia Paz de ECAP nos dice que el mural se exhibiría otra vez en el Palacio Nacional, la Casa de Gobierno para que el Presidente Colom escuchara y viera lo que estas mujeres habían sufrido y para que conociera sus historias.

Olga Alicia escribe:

Compañeros y Compañeros, esto es sorprendente!. Hay intersticios por donde meternos y lograr algún cambio, una denuncia y, quien sabe si mas adelante la justicia.

Noviembre 2008- Marzo 2009- “El Medioambiente Nos Habla”, Perquin, Arambala, Cacaopera, (Morazán)

 

“El Medioambiente Nos Habla”, es un proyecto de arte colaborativo para niños y jóvenes del departamento de Morazán, El Salvador creado desde Noviembre de 2008 hasta Marzo del 2009. La creación de estos murales, pintados sobre postes de luz y de teléfono representan aspectos de los Derechos del Niño, propuestos por las Naciones Unidas; el amor y el respeto al medioambiente; solidaridad entre los jóvenes de la región; respeto a las tradiciones indígenas locales y la observación y diseminación de la historia común de la región como un paso necesario para la construcción y  el desarrollo de las comunidades del Norte de Morazán.

 

“El Medioambiente Nos Habla”, una iniciativa de muralismo itinerante, educó y entrenó a niños y jóvenes de Perquin y de otras comunidades, de entre 8 y 18 años de edad, en la práctica y técnicas de la creación de murales públicos.

 

“El Medioambiente Nos Habla” propuso

  •  
    1. Crear proyectos de muralismo colaborativos en el espacio público.
    2. Crear una demanda publica y colaborativa del respeto y preservación del medioambiente.
    3. Atraer la participación de niños y jóvenes viviendo en comunidades más allá de Perquin desempeñando un rol protagónico en este proceso creativo de muralismo.
    4. Educar y facilitar a niños y jóvenes de las comunidades del Norte de Morazán a fortalecer solidariamente, el desarrollo y protección del medioambiente que se comparte.

 

En el marco de las elecciones presidenciales en El Salvador, el 15 de Marzo, 2009, La Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin pudo predecir que la propaganda política afectaría y se entrometería en la vida de las comunidades.

Dina, Claudia Verenice, Rosa del Carmen and Rigo (artistas y maestros de nuestra escuela) junto conmigo, diseñamos “El Medioambiente Nos Habla” como un proyecto colaborativo y comunitario basado en la pintura de los postes de luz y de teléfono, así como en paredes municipales vacantes creando patrimonio cultural que  impidiera el impacto de la propaganda política en el espacio publico.

La idea principal y generadora de este proyecto fue identificar y reclamar los espacios comunitarios que debían ser preservados y protegidos de la propaganda política. La estrategia que se perseguía era que los murales fueran pintados por niños y jóvenes  que NO podía ni debía ser dañado por la propaganda de afiches políticos. Este proyecto fue replicado con 150 jóvenes en Cacaopera y con 50 niños y jóvenes en Aramblala , ambas comunidades localizadas en el departamento de Morazán.

Perquin, 2008

Diciembre 2008: Mural de los Abuelitos y Abuelitas de Perquin.

 

En un mensaje de correo electrónico, América Argentina Vaquerano (Dina) y Claudia Verenice Flores Escolero me cuentan que habían completado el Segundo encuentro con las Abuelitas y Abuelitos de Perquin:

 

“Hoy tuvimos la segunda reunión con los abuelitos y abuelitos de Perquin, bien lindo porque había una viejita que llego con su nieta a las 12 del mediodía cuando la reunión era a la 1 de la tarde, llevaban sus bocetos que le habían echo sus nietos, vieras que lindo, algunas llevaron sus manteles bordados por ellas, que eso era lo que ellas hacían antes, eran unos niños emocionados y nosotros también sintiendo una gran responsabilidad.

Dicen que es muy pequeña la pared para todo lo que quieren poner. Habían bocetos que parecían hechos por un arquitecto. Aquí te mandamos unas fotos de los bocetos de los abuelitos fue toda una discusión,

porque unos decían que habían menos casas y otros más, pero llegamos a un acuerdo: nosotros les presentaremos en base de todos los bocetos “una idea del pueblo” a ver que dicen. Es un poco complicado para captar todo lo que dicen, por eso queremos comprar una grabadora digital para poder sacar mas información de parte de ellos y no se pierda mucha información por estar apuntando.”

“Queremos también sacar a través de los relatos de los abuelitos/ abuelitas, que los niños puedan interpretar lo que ellos dicen con el dibujo y la pintura, ya que todos los avances tecnológicos están perdiendo la tradición oral entre abuelos- nietos, padres- hijos, queremos que esto estimule que los abuelos y abuelas cuenten su vida a sus nietos.

También esto tiene relación al proyecto acerca de los relatos que los niños hacen de lo que sus papás y abuelos les cuentan.”

 

“El mural de los abuelitos se va a llamar: “Memorias de los Niños de Ayer” pretende recrear el Perquin de los años 30.

Se le puso así, porque todo lo que ellos nos contaron era de lo que ellos se acuerdan de Perquin cuando eran niños.

Hemos tenido una gran colaboración de los viejitos que ahí pasan a cada rato, incluso un señor de la montaña nos dijo que el hijo de don Justo esta vivo y que lo va a traer a la inauguración del Mural el 18 de Diciembre.

La Alcaldía le va a poner una vaya de protección para que no se acerquen demasiado los vehículos que intentan parquearse en ese lugar.

Están todos emocionados quieren que la Escuela pinte un montón de fachadas de casas.

Estamos contentas! Fíjate que Berenice me esta contando que ayer una viejita la estaba esperando cuando llegaron del almuerzo para entregarles una bolsita con guineos, y ahora unos señores de salud que viven en una casa que esta casi al frente, les llevaron bebidas y por la tarde la dueña de la casa que participo aportando datos y recuerdos, les llevo pan con café. Y cuando la gente pasa, les dice “Gracias, que lindo lo que están haciendo, eso es lo que necesitamos los salvadoreños”.

Toda la gente les pregunta que quien esta haciendo el trabajo y las chicas les dicen la ESCUELA DE ARTE Y TALLER ABIERTO DE PERQUIN!!!! vamos a invitar a las organizaciones para que vean la inauguración y agradecer a cada uno de los que nos han ayudado.

Creo que ahora hemos escalado un peldaño mas en nuestra inserción en la vida y sentimientos de las comunidades. Estoy emocionada.” 

Abuelitos y Abuelitas start drawing ideas for the mural

Agradecimientos

 

La Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin, hemos tenido el honor de compartir con los abuelitos y abuelitas de este pueblo, sus recuerdos, sus sentimientos mas profundos rezagados en el tiempo, hemos pintado el Pueblo de Perquin de cuando ellos eran jóvenes, niños y niñas.

 

Ha sido un gran reto, pero gracias a la colaboración de todos ellos y ellas que en las reuniones nos sorprendieron con abundantes dibujos y relatos, y durante el transcurso de la obra, se acercaban a nosotras a detallarnos con gran esmero como se vestía la gente en ese tiempo, las calles, los árboles, sus tradiciones.

 

Gracias, una y otra vez por todo lo que compartieron con nosotras.

 

Quiero extender también en nombre de la Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin, nuestro profundo agradecimiento a la Unidad de Salud, y en especial a  Sonia de Nolasco y Deysi Rodriguez, por su paciencia y amor hacia ellos y ellas.

 

Agradecemos a don Marcos Arriaza y su familia, por haber ofrecido la pared exterior de su casa para realizar este Mural.

 

Nuestros agradecimientos al Señor Enrique Caceres, que esta presente en representación de la empresa Energía Ecológica – ENECO-, que nos brindo generosamente los materiales para preparar la pared.

 

También queremos agradecer a la Alcaldía de Perquin, por su enorme colaboración con fotografías e información y su apoyo en tratar de preservar lo más posible esta entrada a los recuerdos.

Y no podemos dejar de agradecer a la comunidad de Perquin, que cuando pasaban nos daban aliento para seguir pintando bajo este cálido sol, esta obra tan maravillosa.

Y finalmente nos atrevimos a bautizar este Mural como “MEMORIAS DE LOS NIÑOS DE AYER”, en homenaje a los niños y niñas de ese entonces, que hoy nos acompañan.

Mural: Memorias de los Niños de Ayer/ Memories of the Children from Yesterday. Perquin, Morazan

Abuelitos y Abuelitas en el bautismo del mural, 18 de Diciembre, 2008

EL MODELO PERQUIN

Uno de los aspectos más relevante de la vida de la Escuela y Taller Abierto de Perquin durante el año 2008 ha sido la creación de proyectos en todo el continente, creando lo que se ha dado en llamar: “El Modelo Perquin”

El Modelo Perquin, se podría definir de la siguiente manera:

  • Un proyecto de arte comentario y colaborativo que incluye a niños, jóvenes y adultos en la creación de obras de arte que sirven como un componente para la construcción comunitaria.
  • Un proyecto que parte de la comprensión de que ha habido trauma, violencia y prejuicios cometidos contra los participantes de estos proyectos quienes han sido víctimas o familiares de víctimas de terror de estado, guerras y conflictos armadas.
  • Los participantes de estos proyectos comunitarios y colaborativos, con asistencia y facilitación de la Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin, eligen, deciden, diseñan y llevan a cabo los murales y obras de arte público, cuyos temas y narración son un testimonio visual que represente la historia reciente de las personas y sus comunidades.
  • Un proyecto de arte colaborativo que se expande desde la creatividad hacia la diplomacia, aspectos jurídicos y la demanda constante del respeto a los derechos sociales y humanos.

 

Los proyectos de arte comunitario creados dentro del Modelo Perquin se focalizan en los desafíos que presentan conflictos inter-comunales y sociales en el mondo de hoy. Nuestra visión es crear una mayor comprensión a través de encuentros comunitarios, a través del planeamiento de proyectos de arte colaborativos y de intervenciones de arte público que recobran la memoria histórica estimulando y educando  a los participantes en las estrategias profesionales de la obra plástica, desarrollando experiencias practicas y de liderazgo y para proponer la prevención y resolución de conflictos.

 

En Abril 2009, Carolyn Silberman y Kristin Kusanovich, Co- Directoras y creadoras de JAI- Iniciativa de Arte y Justicia de la Universidad de Santa Clara, me invitaron como parte de las Disertaciones de Artistas.

JAI: the justice and the arts initiative

Santa Clara University

guest artist series [ 08 - 09 ] presents:

 

El Modelo Perquin: Arte y Diplomacia en el Proceso hacia la Justicia

CLAUDIA BERNARDI

ACLAMADA  ARTISTA  INTERNACIONAL/ ACTIVISTA / EDUCADORA

MARTES, ABRIL 14, 2009

MUSIC RECITAL HALL (MUSIC AND DANCE BUILDING)

4:45 – 6:15pm

 

Sobre Claudia Bernardi

 

Nativa de Argentina, Claudia Bernardi cuya misión internacional se centrra en temas relacionados con la violación de derechos humanos contribuye a la búsqueda y obtención de la verdad, justicia, reparación y prevención de violaciones a través del arte como herramienta educadora por la paz.

 

En El Salvador, ella ha fundado la Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin localizado a menos de 5 millas de El Mozote, donde en 1981 hubo una masacre que dejó más de 1000 personas civiles como víctimas de los abusos del ejército Salvadoreño contra la población civil. Ahora Claudia está tomando el modelo de memoria colectiva y de creación artística  encontrando resultados transformadores y regeneradores con grupos de refugiados políticos, sobrevivientes de tortura y de terror de estado y  jóvenes en situación de riesgo en El Salvador, Canadá, Estados Unidos y Guatemala.

 

Como artista de renombre internacional en el área de arte, derechos humanos y justicia social, Claudia Bernardi ha exhibido sus obras en más de 40 exposiciones individuales. En su trabajo durante las dos últimas décadas, sea como artista a través de sus instalaciones, esculturas y grabados, o como educadora a través de sus enseñanzas y conferencias, o como participante de investigaciones de violaciones de derechos humanos, ella ha impactado a miles de personas con su integridad, compasión y autenticidad. Ella es una artista que ha confrontado atrocidades de  incalculables tragedias humanas y que, a pesar de eso, continúa hablando de esos horrores de una forma poética que tiende a establecer la persistencia de la esperanza, la integridad inquebrantable de las victimas y la necesidad cultural de recordar.

 

Los miembros de la comunidad internacional interesados en El Salvador y América Latina encontraran la contribución de Claudia Bernardi como crítica  y demandante en los tiempos que transcurren. Para aquellos que han tenido la posibilidad de viajar a El Salvador no querrán perder la presentación dinámica e inspiradora que ella proveerá.

 

Por favor, acompáñenme en esta conferencia que será dada por uno de los pensadores más profundos de nuestros tiempos acerca de arte y derechos humanos.

Carolyn Silberman y Kristin Kusanovich

Co-Directoras de JAI , Iniciativa de Arte y Justicia,

College of Arts and Sciences, Universidad de Santa Clara 

El Modelo Perquin viajó en 2008 a:

 

Paredes de la Esperanza – CANADA

Abril- Mayo 2008.

 

HISTORIA DEL PROYECTO

Julie Jarvis y Claudia Bernardi se encontraron en el Norte de Irlanda en el contexto de la conferencia “YouCAN” que tenia como tema la Juventud, el Arte y la Educación en zonas de conflicto. Desde ese momento, Julie y Claudia habían estado pensando en formas en las cuales pudieran compartir una visión común, estrategias de arte y proyectos que llegaran a jóvenes local e internacionalmente.

El proyecto fue originalmente conceptualizado como multi facético, multi mediatico y que atraería a jóvenes que, como en El Salvador, no solo producirían arte sino que crearían arte como una forma de entender e investigar historias recientes contemporáneas y aprender sobre temas concernientes a derechos humanos y justicia social. El desafío inicial era imaginar con que grupo humano se trabajaría, en que país, ya que Claudia viaja mucho y pasa casi la mitad del año en El Salvador, donde ella ha fundado la Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin.

El siguiente paso era encontrar en Toronto un equipo de jóvenes qué tomaran posesión del proyecto asumiendo una posición de liderazgo. Una vez que el grupo de jóvenes estuviese formado, se podría articular y desarrollar proyectos que fueran relevantes para ellos. Al comienzo de esta visión, se definió que los participantes fueran jóvenes de diferentes regiones y barrios de Toronto que representaran una amplia variedad de edades, habilidades, culturas y experiencias. Era particularmente importante que se formara un grupo que reflejara diversidad en la ciudad y entre los inmigrantes recién llegados a Canadá, Pueblos Originarios, y juventud que habita en la marginalidad. En este reclutamiento de jóvenes de tantas diversas extracciones quisiéramos agradecer a nuestros participantes comunitarios que trabajaron con nosotros para identificar y encontrar jóvenes aptos para este proyecto y que incluso los acompañaron a los encuentros para que los jóvenes se sintieran cómodos y seguros.

El reclutamiento de los jóvenes estaba basado en el deseo expreso de los participantes de trabajar en un proyecto de arte colaborativo y comunitario. La mayoría de los participantes nunca habían trabajado en arte anteriormente a esta convocatoria.

Primer encuentro con los jóvenes

 

Una vez iniciado el proyecto nos conmovió ver el respeto, interés y compromiso que el grupo expresaba hacia el proyecto de arte y hacia unos a los otros. A medida que trabajábamos juntos aprendiendo sobre tragedias de las historia recientes de muchos países y de injusticias y violaciones de derechos humanos, también aprendíamos sobre el papel que los artistas han tenido en resistir culturalmente con su arte peleando por cambios sociales profundos. También estábamos aprendiendo sobre las similitudes de violencias implantadas que han transitado muchos países.

“Porque”? preguntaba Lyla “ la tragedia humana y la violencia se siguen repitiendo? Por que no aprendemos de nuestros errores?” Después de un tiempo de reflexión el grupo, como equipo, se empezó a preguntar si “Porque”? era , en verdad, una pregunta pertinente.

Mientras los jóvenes comenzaban a identificar sus propias ideas y a explorar comunitariamente sus opiniones y respuestas, la creación de una instalación comenzó a plasmarse y a crecer más allá de las expectativas de todos nosotros. El proyecto original diseñado para completarse en 5 semanas, se extendió a 10 semanas para completar los diferentes elementos de la instalación. En el curso de este proceso los jóvenes tomaron liderazgo total del proyecto creando, debatiendo, decidiendo sobre el contenido y la presentación del argumento central.

Leyla and Claudia

Irma

El interés en este proyecto a través de nuestros colaboradores comunitarios han sido extensos y constante. Desde que empezamos a mostrar los resultados de este proyecto hemos recibido muchas invitaciones para hablar de como se ha desarrollado un trabajo de esta naturaleza. En Junio de 2008, se presentó aspectos de Paredes de la Esperanza- CANADA, en una muestra organizada por el Museo de Arte de los Niños de California, acompañando a la muestra de Paredes de Tristeza/ Paredes de Esperanza.

 

Cat and Heather

Paintings based on silhouettes

PAREDES DE  TRISTEZAS/ PAREDES DE ESPERANZA

Un Camino de la Oscuridad a la Esperanza

 

Desde el 20 de Abril al 14 de Julio un grupo de jóvenes de diversos origines en Toronto se reunieron durante los fines de semana con la artista internacional Claudia Bernardi, Directora Artística de la Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin, El Salvador y Julia Jarvis, Productora y Coordinadora del Proyecto, para construir una instalación colaborativa que explora la pobreza global, derechos humanos y la construcción comunitaria a través del arte. Esta instalación multi mediatica que combina video, documentación, escultura, pintura, danza, teatro y escultura de sonido ha sido desarrollada en la Galería de la Escuela de Arte de Ontario y en Sketch, y fué exhibida en al Metro Hall y en el Palacio de Justicia de Toronto en el verano de 2008.

Cinthia and Karla

Kayene and Julie

Rachel de 14 años de edad, dijo que su deseo era que cuando la gente llegara la exposición y transcurriera los diferentes espacios de la instalación,  sintieran “poder”, un sentido de “que yo también puedo hacer algo por alguien”, “Yo también puedo cambiar el mundo”

Como creadores y visionarios del proyecto “Paredes de la Esperanza” los jóvenes devinieron colaboradores únicos entre sectores entrecruzados , comunidades y países. Juntos, ellos estaban usando el arte como una manera de crear puentes de diplomacia y entendimiento de situaciones locales y mundiales afectadas profundamente por guerras y por la penosa transición de las pos-guerras.

Luis

Berry

 

Leyla y Alana

LA INSTALACION:

La instalación es un viaje de la oscuridad a la luz , de la ignorancia al entendimiento, de la desesperación a la esperanza, del prejuicio a la empatía. Explora el poder del arte y como el arte puede servir como herramienta de transformación y una propuesta diplomática y de resolución de conflictos.

 

La instalación tiene 7 componentes principales:

 

  1. Paredes de Tristezas: Dos túneles que contienen video proyecciones de danza, teatro y escultura de sonido.

“No escuches al Demonio/ No hables endemoniado” es uno de los elementos de esta parte de la instalación. Se refiere al genocidio ocurrido en las “Escuelas Residenciales” donde los Aborígenes Canadienses eran desposeídos de sus culturas originarias y de sus idiomas. Los niños pertenecientes a pueblos originarios, internados a la fuerza en estas “escuelas” eran sometidos a rigor físico y emocional que tenía como propuesta destruir su patrimonio cultural, leyes hereditarias y su sentido de independencia y de dignidad cultural. 

 2. “La Gritona” Pinturas. Una serie de 13 retratos, de 1,50 metros de ancho x 2 metros de largo.

Estas vibrantes y poderosas pinturas creadas a través del calco de las siluetas de los participantes explora las tristezas y las esperanzas de la juventud del mundo contemporáneo.

3. Puntos de Vista: Escultura

Esta escultura creada con técnicas mixtas explora los diferentes puntos de vista que se pueden tener frente a cualquier situación, los dos aceptables y frecuentemente antagónicos. Esta escultura nos muestra como si mirásemos bajo una lupa, las preocupaciones y desconsuelos originados por pobreza, guerras, violencia y discriminación. Esta investigación esta explorada a través de una perspectiva local e internacional. 

 

4.

  1. “En los pies de Otra Persona”, serie de 9 esculturas.

Nueve moldes de pies localizados en el pasaje principal de la sala de exposición promueve la siguiente pregunta: “Que significa estar parado en los zapatos de otra persona?”

Los moldes creados a partir de la impresión de los pies de los jóvenes participantes sobre yeso, son una invitación a reflexionar sobre el poder que emana de imaginar nuestra vida enlazada profundamente a la vida de otra persona. En esta propuesta de empatía, los jóvenes proponían imaginar no solo la presencia del “otro/ otra” sinó la huella que dejamos en el mundo a través de nuestras acciones.

5.   “El Pozo de Esperanza”

Un punto de partida desde los túneles de oscuridad, “El Pozo”, está localizado en el centro de la instalación siendo un punto calmo donde el público es invitado a reflexionar, a transitar un espacio de introspección. Simbolizando el pasaje transformativo que sucede al encontrar luz dentro de la oscuridad, y dentro de uno mismo, una escultura de sonido basada en el delicado tintinear de campanas Budistas Zen, ayuda a recobrar la fuerza necesaria para contribuir a la obtención de la paz mundial.

6. Pared de la Esperanza, Escultura, sonido y video

La Pared de la Esperanza es una escultura de doble faz, de 3 metros de ancho por 3,50 de alto. El público visitante, invitado a escribir y a localizar en la pared perforada y escultóricamente tratada con anillos de cobres, enrollarían y  depositarían sus deseos y sugerencias para un mundo más justo, menos violento, más ecuánime para todos.

En la parte posterior de esta escultura hay una proyección de video donde se presentan las entrevistas recuperadas de los artistas jóvenes participantes. Sugiriendo que el verdadero y más poderoso deseo esperanzado del mundo está en manos de los jóvenes que tiene el coraje de encontrarse en un proyecto de esta naturaleza, explorando aspectos sociales y expresando sus preocupaciones así como el compromiso poético de imaginar un mundo mejor.

7. El Libro:

Presentado en un anaquel alto diseñado para contener el tamaño del libro, este aspecto de la instalación recolecta y muestra imagenes, palabras, pensamientos, y propuesta acaecidas durante el proceso creativo desde su comienzo hasta el final. Es una suerte de “pitácora” que documenta el proceso de las muchas ideas que aparecieron y de las decisiones que finalmente fueron tomadas.

Paredes de la tristeza/ Paredes de la esperanza es un proyecto creado con el apoyo de Phoenix Community Works Foundation, en colaboración con la Galería de Arte de Ontario, Sketch y colaboradores comunitarios.

Paredes de la Esperanza-CANADA fue financiado por la Fundación Laidlaw, sponsors comunitarios y donantes comunitarios y privados. Estamos enormemente agradecidos a Syrus Ware, Coordinador del Programa de Adolescentes Atrás de la Escena de la Galería de Arte de Notario,  a la Galeria de la Escuela de Arte de Ontario,Jane Lott, Howard Esben and Sheila Dietrich Margo y a  Sketch – Rudy Ruttiman  Directora Ejecutixa), Phyllis Novak (Fundadora &  Directora Artística), Heather Bain y Michael O’Connell. También estamos muy agradecidos a artistas y facilitadotes que donaron su tiempo y energía para apoyar este proyecto: Koruna Biswas Schmidtmumm (artista visual y cocinera, Erick Portillo (fotógrafo y cocinero), Lindsay Smail (fotógrafa y diseñadora) y Sheila Dietrich. También quisiéramos agradecer a Sheila Dietrich y Jan MacKie por sus sugerencias artísticas y técnicas. Estas organizaciones e individuos hicieron el proyecto posible al mapear los fundamentos de Paredes de la Esperanza.

Julie Jarvis y Claudia Bernardi

Arte EN UN MISMO mundo, ARTE Y GENOCIDIO

CONFERENCIA  EN CAL ARTS, CALIFORNIA.

 

Erik Ehn, dramaturgo y director del programa de teatro en Cal Arts, continua la convocatoria que empezó hace tres años, de reunir artistas que trabajan en su arte desde la premisa de observación de violencia política, terror de estado y genocidio. Estas conferencias que se han repetido cada Enero desde el año 2006, se han llamado “Arte de Un Mismo Mundo” 

 

La agenda de la conferencia del 2009 fue: 

Maternidad y Revolución: Como las mujeres, y en particular las madres, son innovadoras en resolución de conflictos y circunstancias de post conflicto, expandiendo el modelo en el cual uno es artista y activista en el mundo.

 

En el contexto de esta conferencia focalizado en el papel de la mujer y de las madres, presenté el trabajo creado en Agosto de 2008 en Huehuetenango, Guatemala, con mujeres indígenas sobrevivientes de violencia sexual durante el conflicto armado.

 

La presentación fue muy bien recibida concluyendo en conversaciones, debates y espacios compartidos donde se proponían aspectos urgentes en la demanda de Paz, juntamente con legislaciones que puedan apoyar el cese de conflictos en el Medio Oriente, América Central, los Balcanes, Africa, Asia y los pueblos originarios del mundo.

 

FEBRERO, 2009- COBAN- guatemala

“Dandole Forma a Nuestra Historia” Proyecto de esculturas en Purulá, Baja Verapaz, con 35 mujeres Q’eqchies, sobrevivientes de violencia sexual durante el conflicto armado.

 

ECAP invitó a Claudia Verenice Flores Escolero, Rosa del Carmen Argueta, Rigoberto Rodriguez Martinez (artistas / maestros de la Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin) y a mi a trabajar en un proyecto de arte con 35 mujeres Q’eqchies sobrevivientes de violencia sexual durante el conflicto armado. Este proyecto “ Dándole Forma a Nuestra Historia” se desarrolló en la primera semana de Febrero de 2009 en Cobán, Alta Verapaz, Guatemala.

 

Las mujeres participantes, de edades entre los 20 y los 65 años, decían que trabajar en arte era una forma de recordar juntas, de “construir” juntas. Estas mujeres habían recordado la tragedia de la guerra y las violencia en soledad” “Nos duele el corazón y nos adormece la mente”. Las señoras expresaban el sentimiento de sentirse protegidas por la presencia de las otras mujeres. Juntas, ellas sentían más fuerza, más “ánimo”.

El cuerpo es un libro de historia: las manos recuerdan, los pies recuerdan, la piel recuerda. El arte creado colectiva y comunitariamente contarían estas historias  que demandan justicia e imaginan un mundo menos doloroso para el futuro de sus hijos e hijas.

Las mujeres participantes decían que para ellas, crear un proyecto de esta naturaleza y juntas era una manera de investigar la magnitud del daño, pero también una manera de dar testimonio de la dignidad de mujer que las acompaña y que todavía están paradas, de frente y demandando que les devuelvan lo que les han arrebatado y todo lo que han perdido.

 

Olga Alicia Paz, Ana Alicia, Aydeé, Cruz y Angelina, miembros de ECAP fueron parte del equipo y traductoras de las señoras.

 

Que historia quisieran ustedes contar?

Este era un taller de escultura de papel que se desarrollaba en Cobán, y el primero de este tipo en Guatemala. La accesibilidad a esta técnica “barata” fue desarrollada por nuestros maravillosos artistas y maestros de la Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin en un esfuerzo constante de usar materiales que están a nuestra disposición sin ser caros. Este taller se hizo con papel de periódico, cinta de enmascarar, goma de pegar, yeso y pinturas acrílicas. Las esculturas están formadas al modelar el papel periódico con la cinta enmascadora que se amarra y envuelve las formas dando cuerpo a las imagenes que emergen de este proceso de modelado. La goma se aplica como una manera de proteger, de hacer más fuerte y dar estabilidad a la obra. El yeso le dá aún más robustez y preparta la obra para su estadio final que es la pintura con las tintas acrílicas. Se aplica al final un barniz de protección y para conservar la obra y hacerla longeva.

Las esculturas creadas por las mujeres de Corán era piezas de teatro, cobrando un sentido de denuncia y de drama, representando hombres vestidos de militares, soldados amenazadores, animales y casas. Más importante que todo esto: representándose a sí mismas, como mujeres amenazadas, acorraladas, mujeres sufriendo o en peligro, mujeres protegiendo a sus niños pequeños o, trágicamente, fracasando en ese intento.

Ellas modelaban sus historias personales con periódico entre sus manos entrenadas para bordar, para cuidar a sus hijos y comunidad.

 

A lo largo de los años, ellas se habían sentido castigadas no solo por las atrocidades que habían sufrido, sino por el silencio impuesto que cubría sus existencias. Estas esculturas eran el primer intento de conversar abiertamente, comunitariamente y con seguridad, sobre lo que habían visto, y a lo habían sobrevivido.

 

En el momento de la evaluación, les pregunté que pensaban del proceso y de lo que estaba emergiendo de ello.

Todas ellas estuvieron de acuerdo en decir que al principio se habían sentido inseguras, más que nada por que ellas eran analfabetas y pensaban que no podían escribir sus historias personales. Sin embargo, al hacer estas esculturas de papel , que en verdad, era una manera de narrar lo que les había sucedido las hacia sentir contentas y dispuestas a continuar el compartir de sus secretos más ocultos, esos que les habían traído vergüenza y dolor.

 

Olga Alicia Paz propuso que los trabajos finalizados se expusieran el 28 de Febrero en el Palacio Nacional junto con el mural pintado en Huehuetenango en Agosto de 2008. esto estaría ocurriendo dentro del contexto de la celebración del Aniversario de los primeros 10 años de la creación de la Comision para el Esclarecimiento de la Momoria Histórica. Las esculturas se expondrían también en el Teatro Nacional. Olga Alicia propuso que se creara un libro conteniendo el mensaje que las mujeres querían afianzar, con fotografías de las señoras en el proceso de la confección de las obras. Este libro también se llevaría a Sepul y Jolomijix.

Que es lo que su imagen representa?

 

Cada escultura era un testimonio, una acusación una irrefutable evidencia.

 

Maria Pop, de Tres Arroyos, hizo una compleja estructura: un árbol y un hombre colgando de una rama alta.

 

Ella agregó:

  

“Esto es lo que el ejército solía hacer. Yo vi como el ejército se llevaba a los hombres, nuestros maridos, hermanos, hijos, padres, y ellos eran torturados antes de que los colgaran. Yo me hice en esta escultura embarazada, porque, en verdad, así estaba yo, cuando el ejército llegó a nuestra comunidad. También hice una olla sobre la tierra. Eso representa que nosotras, las mujeres, teníamos que escaparnos a las montañas, con lo poco que teníamos. Éramos refugiadas en los bosques hasta que el ejercito nos capturaba. No había forma de evadirlos” 

Las esculturas narran realidades desconocidas para una gran mayoría; son segmentos de información que se nos presentan humildemente, persistentemente.

 

El ultimo día cuando todas las esculturas estaban terminadas y todas las señoras eran fotografiadas con sus “muñecas”, como las terminaron llamando, una de ellas se me acercó y me dijo:

 

“Estas muñecas nos ayudan a sacarnos la oscuridad de nuestros corazones”

…………………………………………………………………….

Febrero 2009/ Un Viaje hacia la Justicia

Mural pintado por sobrevivientes de tortura y masacres en Rabinal.

 

Desde Cobán, Claudia Verenice Flores Escolero, Rigoberto Rodriguez Martinez (maestros y artistas de la Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin) y yo fuimos a Rabinal, Baja Verapaz para trabajar en un proyecto  de muralismo con 35 hombres y mujeres.

Este proyecto fue parte de un esfuerzo llamado: Tortura/ Prevención y Rehabilitación  en el Contexto Multicultural de Guatemala reuniendo a sobrevivientes de tortura que también eran sobrevivientes de las masacres de Rabinal, Plan de Sánchez, Rio Negro, Ixil, Ixcan, Nebaj y Chimaltenango.

Trabajar en un proyecto de esta escala es siempre desafiante, pero lo que era sorprendente en este caso es que se hablaban siete idiomas en todo momento. Encontrar un hilo de acuerdo para imaginar un trabajo en común fue un largo proceso que necesitó de la pericia de los interpretes.

El argumento del mural todavía no se había terminado de decidir cuando empezamos a pintar las primeras capas de color. Los participantes habían podido dibujar la representación visual de sus historias personales. Algunos de los participantes que habían visto el mural de Huehuetenango el año anterior se inclinaban a tomar decisiones de la narración principal mientras estuvieran pintando. 

El mural era enorme! 15 metros de largo X 2 metros de alto. La tela estaba estirada sobre la pared de un hotel en el cual nos estábamos quedando todos. El entorno donde se pintaba era luminoso y aireado.

 

Lidia, Olinda, Andrea, Santos, Sarita y Pedro y Nieves Promotores de Salud Mental de ECAP participaciparon y ayudaron, haciendo el proceso ágil y mejor organizado. Dos nuevos compañeros de ECAP se sumaron a este taller: Yadira y Eduardo.

 

Después de deliberaciones y compromisos, los participantes llegaron a un acuerdo: el mural debería abordar el tema del largo camino hacia la justicia. Todos ellos habían sobrevivido la tragedia de la guerra y de  violaciones de derechos humanos, pero este mural, tan querido para ellos debería focalizarse, ellos esperaban, no en la presentación de la destrucción de sus comunidades, la pérdida de miembros de sus familias y su sufrimiento personal, sino en la tenaz y persistente demanda de justicia. Una vez que el tema del mural fue escogido, las imagines empezaron a aparecer sin dudas, sin timidez, demostrando que los participantes tenían total certeza de haber arribado a un acuerdo claro de que decir y por que decirlo.

La composición del mural estuvo establecida alrededor de un pasaje, un camino, un tránsito.

Los bordes del mural, como había acontecido en murales anteriores, estuvo decorado con diseños que identificaban a las comunidades y regiones de donde provenían los participantes de este taller. El lado izquierdo del mural muestra una comunidad en llamas donde helicópteros militares tiran bombas sobre la población civil. Los campesinos huyen hacia las montañas. Algunos lo lograron, muchos otros no llegan.

 

Hay una muchacha con las vestimentas de Chimaltenango en el frente de la obra. Está de espaldas al observador. Ella no mira al observador, ella mira la escena de la destrucción. Tiene un gran sol sobre su cabeza, demostrando que esta joven mujer del presente está protegida por sus ancestros en la búsqueda penosa de las verdades del pasado.

 

A su derecha, el pasaje, se inicia como un largo y sinuoso camino, transitado por mucha gente. Ellos son quienes han sobrevivido el terror de estado y quienes quieren dar testimonio de lo sucedido. Hay gente reunida frente a una mesa representando los primeros grupos de víctimas organizados que fueron las piedras fundamentales sobre los cuales se crearon y se construyeron las organizaciones de derechos humanos.

El centro del mural muestra un árbol muerto, con hojas secas, sin vida y de color morado. Está plantado sobre un cementerio clandestino donde las cruces no muestran nombres. Ellos son los cientos, los miles de desaparecidos durante los 40 años de la guerra en Guatemala.

 

Desde las ramas más altas del árbol, hay nueva vida incipiente, hojas tiernas de verde fresco que muestran la posibilidad de una nueva vida que solo puede existir y perdurar si todos y cada uno y cada una, son parte de la intención comunitaria del recomienzo.

 

Dos pájaros que se miran en entendimiento coronan el árbol de la muerte y la vida.

El camino, color naranja,  es un comprometido pasaje hacia la justicia y se expande hacia la derecha del mural demarcando agricultura, bosques, animales hasta arribar a una pirámide Maya, donde un Sacerdote Maya esta ofreciendo el sagrado maíz a los Dioses. Su poder es incuestionable. El Sacerdote Maya tenía un sol y una luna sobre sí. El universo lo asiste. Tristemente, arriba del sagrado ritual del maíz, hay un edificio. Es la iglesia de la comunidad de Plan de Sánchez, Baja Verapaz , donde el 18 de Julio de 1982, más de 250 personas( la mayoría mujeres y niños y casi exclusivamente étnicamente Achi Maya) fueron abusados y asesinados por miembros de las fuerzas armadas y sus aliados paramilitares.

 

Las masacres de Plan de Sánchez, Rabinal y Rió Negro fueron parte de las estrategias de exterminio del gobierno Guatemalteco contra población civil conocida como “tierra arrasada”. Los sobrevivientes  de estas masacres fueron intimidados y amenazados.  En caso de que hablaran de los incidentes acontecidos o en caso de marcar la localidad de las numerosas tumbas comunes que habían sido obligados a excavar sufrirían las represalias del ejército.

 

Audazmente, el mural viaja hacia la derecha mostrando una manifestación de civiles organizados con pancartas que dicen “NO A LA REPRESA”.  Hay mucha gente congregada en esta demanda, con las bocas abiertas gritando su derecho a oponerse a la creación de la represa.

 

En 1978, durante la guerra civil, el gobierno Guatemalteco prosiguió con su programa de desarrollo económico, incluyendo la construcción de la represa hidroeléctrica de Chixoy. Financiada en gran parte por el Banco Mundial y el Banco Interamericano de Desarrollo, la represa de Chixoy fue construida en Rabinal, departamento de Baja Verapaz históricamente habitada por población Maya Achi.

 

Para completar la construcción de la planta hidroeléctrica el  gobierno diseñó procesos voluntarios de relocalización de las comunidades afectadas por la creación de la represa que los obligada a dejar las zonas fértiles de agricultura de los valles y a ubicarlos en zonas mucho más áridas en lugares de altura. Cuando cientos de residentes se opusieron a aceptar los términos y condiciones impuestos por el gobierno y no aceptaron la relocalizacion o en el caso de algunos residentes que , después de haber comprobado que las condiciones que el gobierno prometía no eran las verdaderas y volvían a su lugar de origen, esos hombres, mujeres y niños fueron raptados, violados , torturados y masacrados por oficiales del ejercito y paramilitares. Solo en la población de Rió Negro murieron más de 440 personas. A esa tragedia se le sumó la recurrencia de asesinatos extra judiciales sumando un número de 5,000 personas consideradas víctimas de violaciones de derecho humanos entre 1980 y 1982 en el caso que se conoce como la masacre de Rió Negro. El gobierno de Guatemala declaró que la represión desplegada en la zona se realizaba como un operativo de contrainsurgencia aunque trabajadores de la iglesia, periodistas y sobrevivientes de Rió Negro siempre han negado que en la zona hubiera ningún tipo de movimiento organizado de la guerrilla.

 

El camino hacia la justicia continuará expandiéndose a través de la vida de mucha gente y de generaciones futuras en Guatemala hasta que la verdad se sepa, hasta que haya castigo a los responsables y hasta que el proceso de paz esté garantizado para todos.

El mural ha esta viajando por las comunidades a las cuales los participantes pertenecen. En cada sitio donde el mural llega, se expone, se convoca a la comunidad y se recuerda comunitariamente para retener la memoria histórica de los sobrevientes y de las generaciones siguientes.

Las víctimas comenzaron un proceso de demanda que recibió un reconocimiento parcial del presidente electo democráticamente Alfonso Portillo quien aceptó las responsabilidades institucionales del estado, en el primer año de su gobierno y finalmente optó por referir el caso a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos para iniciar un proceso judicial contra los responsables. En 2004, la Corte Interamericana de Derechos Humanos estableció dos pronunciamientos judiciales en los cuales establecía a Guatemala, como responsable de violaciones de derechos humanos y ordenó como proceso de justicia, la remuneración económica moral como formas simbólicas de compensación para los sobrevivientes y los descendientes directos de las víctimas.

 

Esta restitución moral todavía no se ha cumplido.

Claudia, Claudia Verenice, Rigo, Rabinal, 2009

…………………………………………………………………….

Mas sobre el modelo Perquin

 

Además del trabajo creado en Perquin, El Salvador, en Toronto, Canadá y en Guatemala, el Modelo Perquin es parte de los temas que investigo e incluyo en las clases que diseño en el California College of the Arts, donde soy Profesora de la carrera de Artes Comunitarias.

 

Los estudiantes de CCA investigan el suceso y los desafíos de los trabajos creados en El Salvador, Guatemala y Canadá. Los alumnos estudian las metodologías implementadas en estos proyectos investigando como este mapeo de la interacción de arte y justicia social puede ser transportada a los Estados Unidos donde los jóvenes artistas diseñan su papel como artistas trabajando en comunidades.

 

Presento este trabajo con mucha frecuencia en universidades y centros educativos donde ya se ha instalado el interés de ver la creación artística como un componente de la construcción comunitaria y la restauración de la justicia social. En estos establecimientos educativos y en universidades he desarrollado cursos y desarrollado curricula definiendo nuevas formas profesionales para investigar que significa ser artista en la primera década del siglo XXI.

 

Febrero 2009, Mary Baldwin College llega a Perquin.

                                            

  • Un viaje de una semana a El Salvador: “Presenciando los Procesos de Paz”, Febrero 28-Marzo 8, 2009.

 

“El artista es, sobre todo, un optimista”. Este no es el típico comienzo de una descripción de un curso, y la clase que se va a describir, tampoco es típica. Para comenzar, tendra lugar en El Salvador y está liderada por Claudia Bernardi, dinámica Artista en Residencia quien ofrece este curso observando los Procesos de Paz, sus logros y sobre todo sus errores o aspectos no cumplidos hasta la fecha.

 

“Se pueden establecer analogías entre el proceso creativo, la construcción comunitaria y la propuesta e implenetación de los procesos de paz”, escribió Bernardi. “En todos estos casos, se debe emprender el desafío con la certeza de que se puede lograr la propuesta, que habrá muchos obstáculos pero que el intento puede y quizás deba, ser fructífero”

 

La visita a El Salvador sería corta pero , a través de lecturas, de encuentros semanales  guiados por Bernardi prepararon a los estudiantes para la estadía y la investigación.  El grupo estaría en San Salvador por dos días encontrándose con abogados y con activistas de derechos humanos que han estado involucrados en la creación de los procesos de paz.

 

El resto del tiempo los estudiantes estarán en Pequín donde Bernardi ha fundado la Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin/ Paredes de la Esperanza donde los trabajos de arte comunitario están establecidos para ayudar a sanar las heridas de las violaciones de derechos humanos y masacres como la de El Mozote, perpetrada en 1981.

 

Abril- Mayo 2009, “Construyendo la Paz”

 

Construyendo la Paz es un proyecto de muralismo creado en el Centro Spencer de Desarrollo y Compromiso Cívico y Global de la Universidad de Mary Baldwin College entre el 25 de Abril y el 20 de Mayo, de 2009. Este mural fue pensado, diseñado y pintado colaborativamente entre los estudiantes parte del “May Term” y Claudia Bernardi.

 

Antes de la creación del mural, las estudiantes investigaron y evaluaron la fragilidad y los sucesos de los Procesos de Paz en El Salvador y en paises donde se crearon Comisiones de la Verdad. El resultado de esta investigación fué la base del tema del mural  proponiendo un nuevo paradigma de creación comunitaria a través del arte.

 

Un gran mural  aparece  en las paredes exteriores del Centro Spencer.

            5/12/2009

 

Una ceremonia de inauguración se desarrollo el 18 de Mayo en el Centro Spencer. Las estudiantes hablaron del diseño del mural y leyeron el manifesto que describe la obra mientras el publico era deleitado con una presentación de fotografías y de video que las alumnas de Mary Baldwin College habían recogido en el viaje de Primavera 2009 en El Salvador. Este viaje estuvo liderado por la Artista Claudia Bernardi, quien también dirigió el proyecto del mural.

 

La Artista en Residencia de MBC, Claudia Bernardi, habla con las estudiantes con quien crea un mural gigante en el campus universitario. Apenas unas semanas atrás, eran pálidas paredes de color marfil, totalmente inadvertidas en el Centro Spencer para la Participación Cívica y Global. Hoy, esa misma superficie de más de 70 pies de largo baila de color con imagenes que cuentan una historia única y perteneciente a May Baldwin College. Diseñado y pintado por estudiantes de MBC bajo la dirección de la activista internacional de derechos humanos y artista, Claudia Bernardi, el mural es el proyecto principal de esta clase de Mayo que duró tres semanas intensivas. Este curso se llamó “Construyendo la Paz” en el cual participaron 15 estudiantes, algunas de los cuales había regresado recientemente del viaje a El Salvador donde Bernardi había creado un proyecto similar colaborando con los miembros de la comunidad campesina de Perquin, en el Norte de Morazan.

Mujeres Trabajando

Por Bob Stuart

 

Publicado: Mayo 14, 2009

 

STAUNTON- Un mural de casi 70 pies de largo se extiende en una pared de MBC donde imágenes coloridas convocan  la presencia de mujeres de Staunton, de la Universidad y del mundo.

 

Las estudiantes están en esta clase para aprender de Claudia Bernardi quien trabaja varias horas por día en este proyecto de muralismo por tres semanas.

 

La Ex Primera Ministra del Norte de Irlanda, Mary Robinson esta presentada como personaje del mural sosteniendo la cúpula del edificio principal de la Universidad. Robinson, la primera Presidenta de Irlanda visitó y dio una presentación  en esta universidad en 2005.

 

Las imagenes también muestran mujeres de India, de Australia, de México, y de otros países junto con imágenes de paisajes locales como las Blue Ridge Mountains y la flora y fauna

de esta zona.

 

Una de las estudiantes que esta a punto de graduarse, Kirstin Holmberg, dice que este proyecto se ha formado con la participación de diferentes ideas y que la experiencia ha sido enriquecedora y estimulante.

 

La estudiante de MBC, Hannah Scott de Richmond dice que ella esta muy feliz de hacer algo que quedará para estudiantes de generaciones futuras, y que otras comunidades lo podrán disfrutar y apreciar.

 

Bernardi, que es quién esta enseñando este curso de tres semanas llama este proceso “Construyendo la Paz”  y muy calladamente facilita el trabajo de las estudiantes.

 

“Esta es una historia de mujeres del pasado , de hoy y de otros países” dice Bernardi, quien ha trabajado en aéreas de derechos humanos y justicia social y quien ha tenido su trabajo artístico exhibido en todo el mundo.

 

Bernardi dice que ella a intentado crear un equilibrio en este proceso creativo, pidiendo a las estudiantes que reflexionaran.

 

“Conceptualmente, les pido que den un paso atrás y miren” dice.

 

Ella dice que los estudiantes han colaborado en un proyecto de gran complejidad.

 

“Todas las estudiantes tuvieron una muy buena disposición al congeniar y colaborar en un proyecto multifacético y desafiante cuyo tema incluye la creciente diversidad étnica de la Universidad” dice.Hoy en día, dos por ciento de las estudiantes son internacionales viniendo de Norte de Irlanda, Pakistán, Arabia Saudita, Zambia, Bulgaria, Alemania, India, Jordania, Japón y Corea.

 

 

La Historia del Mural

El mural comienza con una brújula en la mano de una mujer embarazada, embarazada literalmente y simbólicamente con sueños, ideas y posibilidades.

La brújula nos hace seguir y nos lleva en un viaje de esperanza. A medida que seguimos por el camino encontramos símbolos de nuestros obstáculos y de nuestros sueños. Un cuervo negro vuela a través del cielo, como símbolo de los años de las leyes de Jim Crow que dividía a la gente como ciudadanos de diferente clase. Hay un puesto de extracción de sangre representando la importancia crítica de la salud y en otra escena hay una maestra y sus alumnos enfatizando la educación.

Vemos nuevamente la brújula en la mano de una mujer que se la ofrece a otra del otro lado del puente. Sus vestimentas, sus caras y su etnicidad son diferentes pero la brújula las une, las reúne para nutrir y desarrollar el mundo. La unidad también se representa a través de la música, que es una forma de simbolizar que el arte puede convocarnos y unirnos. De tierras lejanas viene  gente  a  tocar sus instrumentos creando una armonía comunitaria que tiende a unir al mundo.

Nuestra brújula no nos lleva a un lugar exótico sino a uno que conocemos muy bien. La última escena muestra tres mujeres sosteniendo la cúpula, Ida B. Wells, Mary Robinson, y Rufina Amaya. Esta tres mujeres tienen conexión con nuestra Universidad y representan la habilidad que tenemos de lograr grandeza. Ellas le dan la bienvenida  a una nueva estudiante, brindándole la brújula y aceptándola en la historia de Mary Baldwin College. Si miramos y evaluamos nuestros viajes, veremos que lo que realmente intentamos es crear un mundo de entendimiento de unidad y paz.

Mural Chicas, Building Peace, 2009

…………………………………………………………………….

        Las Chicas del Mural, “Construyendo la Paz”, 2009

 

Clases de arte en Perquin:

America Argentina Vaquerano(Dina), Claudia Verenice Flores Escolero, Rosa del Carmen Argueta y Rigoberto Rodríguez Martínez:

 

Yo mido el suceso de la Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin como trabajo colaborativo y proyecto comunitario en que hoy, la escuela florece en manos de nuestros maravillosos maestros y artistas locales que continúan diseñando, desarrollando y llevando a cabo proyectos de arte en Perquin y en otros lugares de Morazan, El Salvador y en el ámbito internacional.

 

Enfáticamente, éste ya no es el “proyecto Bernardi”. Es un proyecto comunitario, dirigido, guiado, diseñado y facilitado por personal local..

Se imparten clases semanales de pintura, dibujo, escultura en madera, escultura de papel, murales y muchas otras técnicas novedosas que se comparten con niños, jóvenes adultos y adultos mayores. Todas las clases son gratis para todos los participantes y los materiales de arte se les otorga sin cargo a todos los participantes de nuestras clases.

 

Los invitamos a visitar nuestra página de web www.wallsofhope.org y a visitar

http://new.wallsofhope.org/es/videos/ donde podrán ver videos de las clases y de las actividades educacionales que se imparten semanalmente.

 

Agosto 2009-Paredes de la Esperanza-COLOMBIA

 

Mientras estaba en Huehuetenango en Agosto de 2008 trabajando en el proyecto de muralismo con mujeres indígenas sobrevivientes de violencia sexual, recibí un correo electrónico de Jorge Julio Mejía Mejía, que me informaba que había conocido mi trabajo a través del documental “Artista en Resistencia” dirigido por Penélope Price en Suiza. Habiendo visto el trabajo que yo había creado en El Salvador y en la Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin , Jorge pensaba que ese trabajo de arte colaborativo y comunitario era “exactamente” lo que las comunidades de Antioquia, Colombia, necesitaban.

 

Se podría crear un trabajo similar en Colombia?

 

El 31 de Julio, Claudia Verenice Flores Escolero, Rosa del Carmen Argueta y yo, nos vamos a  Cocorná  en las alturas de Medellín, Colombia, a trabajar en un proyecto de arte colaborativo y comunitario con AVVIC , Asociación de Víctimas de la Violencia in Cocorná. Este grupo de víctimas de terror de estado se organiza desde hace años denunciando y documentando lo que ha pasado en esa zona de conflicto. Más de 50 personas, familias, jóvenes y niños se han congregado con el propósito común de reconstruir sus comunidades.

 

Cocorná no solo sufrió el impacto de violencias y masacres sino el influjo de la pobreza impuesta que ha obligado a sus residentes a desplazarse, causando el esperado deterioro y extinción de la identidad cultural, la economía local y los medios de sobrevivencia sostenible.

 

La Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin  se sumará a la Asociación de Víctimas en su determinación de preservar viva la memoria histórica de las comunidades diseñando y pintando un  mural en un espacio público elegido por la comunidad donde los participantes del proyecto narrarán la historia de su pasado, de su comprometido presente y de los sueños y esperanzas para el futuro.

 

Desafíos de la Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin, El Salvador (y más allá)

 

El desafío más recurrente que la Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin confronta es asegurar financiamiento. Los últimos 8 años, la administración de Bush ha dañado la vida de los Estados Unidos y del resto del mundo de manera irreversible. Una de los daños, incluye la  reducción o desaparición de financiamiento para proyectos de esta naturaleza.

 

La Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin es un proyecto comunitario multifacético y en operación constante desde 2005 trabajando en comunidades en el Norte de Morazan, y como este informe confirma, en otras localidades del continente Americano.

 

Dave, Jim y Tyler continúan ofreciéndonos su experiencia y profesionalidad al ofrecer construirnos un edificio para la Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin, que podamos llamar nuestro hogar.

 

Lamentablemente, no tenemos tierra ni medios como conseguirla, ya que una parcela para este tipo de construcción no costaría menos que $50,000. Sin embargo, nos mantenemos optimistas, de la misma manera que nuestros queridos amigos arquitectos son optimistas, y de alguna manera, se podrá conseguir el financiamiento.

 

La lista de gente a quienes debemos y queremos agradecer es muy larga. La Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin no podría existir sin su colaboración generosidad y disponibilidad de apoyo.

 

  • Estamos enormemente agradecidos al POTRERO NUEVO FUND que nos ha apoyado desde nuestro nacimiento y a New Langton Arts por servirnos de agencia fiscal.

 

  • Agradecemos a intersection for the arts  por ser nuestra agencia fiscal desde 2005.

 

  • Agradecemos a san carlos foundation  por su apoyo a nuestro desarrollo comunitario a través de las artes.

 

  • Agradecemos a Ellen y Joseph Borzelleca por su generosa donación que nos ha ayudado a pagar los salarios de nuestros queridos artista y maestros.

 

  • Agradecemos a Marlena Hobson  y Paul Borzelleca quienes donaron fondos, ideas, libros y estrategias educativas para nuestra escuela, y por la enorme generosidad que me brindan cada vez que me reciben en su casa cuando visito Staunton, Virginia.

 

  • Agradecemos a Irani Escolano por su generosa donación.

 

  • Agradecemos a Mary Houghteling  querida amiga y colaboradora de nuestra escuela quien está desarrollando becas en nuestro nombre para poder llegar a mantener una sostenibilidad económica. Su ayuda es imprescindible.

 

  • Agradecemos a Justin Perkins y Tatiana Reinoza Perkins, por su constante apoyo a nuestra escuela al diseñar y mantener nuestra página de web que les está permitiendo leer este informe.

 

  • Agradecemos a Catharine Curtin, Kathy, quien nos ha ofrecido su apoyo y también sus contactos para ayudarnos a diseminar la labor que hacemos en Canadá y México, donde reside actualmente.

 

  • Queremos agradecer a los siguientes “Angeles de la Guarda”
   

 

Virginia Anderson
Rachel Bell
Patricia English
Margery Morel-Seytoux
Jone Manoogian
Gen Pilgrim Guracar
Roger Ferragallo
Roger Ferragallo
Katoko Sax
Martha Castillo
Cosette Dudley
Cosette Dudley
Mary Pat O’Connell
Mark & Jana Tuschman
Nina Koepcke
Gertrude Reagan
Lucero Arellano
 

 

  • Es sólo Junio de 2009!!!!!

Este año todavía no ha terminado! Tenemos mitad de año para seguir transitando el continente con arte y trabajos comunitarios y colaborativos

 

Seguimos con nuestro compromiso de arte, educación, derechos humanos, desarrollo comunal, resolución de conflictos, diplomacia y justicia social.

 

No hubiésemos podido seguir nuestro trabajo en El Salvador y el resto del continente sin el apoyo de mucha gente, confirmando un entretejido de esfuerzo internacional con mandatos similares que acompañan la visión y propuestas de nuestra escuela.

 

En nombre de todos y todas, miembros de la comunidad de Perquin y de la

Escuela de Arte y Taller Abierto de Perquin:

 

MUCHAS GRACIAS !!!!!!!!!!!!

America Argentina Vaquerano (Dina)

Claudia Verenice Flores Escolero

Rosa del Carmen Argueta

Rigoberto Rodriguez Martinez

Claudia Bernardi

Una Respuesta a “Informe 2008-2009”

  1. rosa dice:

    Felicitaciones! muy buen trabajo, sigan adelante,excelente material. En hora buena!